Sociedades Financieras Populares y Sociedades Financieras Comunitarias

 

Antecedentes

El 4 de junio de 2001 se publica la Ley de Ahorro y Crédito Popular, teniendo como objeto, proteger los depósitos de los ahorradores y promover el desarrollo del sector mediante el establecimiento de:

  • Facultades de autorización, supervisión, regulación y sanción a la Comisión Nacional Bancaria y de Valores. 
  • Un esquema de supervisión auxiliar a cargo de Federaciones, a través de sus respectivos Comités de Supervisión.
  • Un seguro de depósito a cargo de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, a través de un Fondo de Protección.

En 2005, se autorizan 12 Federaciones y las primeras 3 Entidades de Ahorro y Crédito Popular y en junio de 2013, se autoriza la primera Sociedad Financiera Comunitaria.

Mediante reformas a la Ley de Ahorro y Crédito Popular del 13 de agosto de 2009, se:

  • Excluye de esta Ley el régimen de Sociedades Cooperativas. 
  • Regula a las Sociedades Financieras Populares y a las Federaciones; lo que brinda mayores opciones para el desarrollo del sector rural sin afectar el progreso ordenado de otras figuras, al tener regímenes de supervisión y regulación análogos
  • Regula a las Sociedades Financieras Comunitarias y a Organismos de Integración Financiera Rural; quienes se regirán por los principios de territorialidad, acción gremial, solidaridad y ayuda mutua.
  • Prevé la creación de un Fondo de Protección, el cual tendrá como finalidad realizar operaciones preventivas tendientes a evitar problemas financieros que puedan presentar las Sociedades Financieras Populares y las Sociedades Financieras Comunitarias, así como procurar el cumplimiento de obligaciones relativas a los depósitos de ahorro de sus Clientes, en los términos y condiciones que establece la Ley de Ahorro y Crédito Popular.
  • El Fondo de Protección, para el cumplimiento de sus fines se apoyará en un Comité Técnico, así como en un Comité de Protección al Ahorro. 
  • El Comité Técnico, entre otras facultades: establecerá los objetivos, lineamientos y políticas para regular el funcionamiento del Fondo de Protección. 
  • El Comité de Protección al Ahorro, proporcionará a las Sociedades Financieras Populares y a las Sociedades Financieras Comunitarias, la información sobre los servicios que ofrece y las características del Fondo de Protección.
  • Permite que las Federaciones supervisen a las Sociedades Financieras Populares y a las Sociedades Financieras Comunitarias, siempre y cuando dichas Federaciones tengan al menos la solicitud de 8 Sociedades que deseen afiliarse, al término de 2 años contados a partir de la fecha en que sean autorizadas.

Naturaleza Jurídica

Son instituciones de microfinanzas constituidas como Sociedades Anónimas de Capital Variable, que operan mediante la autorización que les otorga la Comisión Nacional Bancaria y de Valores, conforme a la facultad que le confiere el artículo 9 de la Ley de Ahorro y Crédito Popular (LACP) y previo dictamen favorable otorgado por una Federación.

En su carácter de Sociedades Anónimas, deben cumplir también con la Ley General de Sociedades Mercantiles, ya que son empresas privadas y su capital se integra con las aportaciones que hacen sus accionistas.

Las Sociedades Financieras Populares tienen su domicilio en territorio nacional, con una duración indefinida, y están facultadas para prestar servicios tanto a sus socios como a sus clientes, en los términos de la LACP. 

Las Sociedades Financieras Comunitarias cuyo monto total de activos no rebase el límite equivalente en moneda nacional a 2’500,000 de UDIS, contarán con un nivel de operaciones básico y no requerirán de la autorización de la CNBV para desarrollar las operaciones propias de su objeto. Estas Sociedades sólo podrán operar con Socios.

Para que la CNBV otorgue autorización a las Sofincos de nivel I, II, III y IV, se requiere previo dictamen favorable de una Federación, de conformidad con lo dispuesto por el Artículo 9 de la LACP.

Objetivo

Las Sociedades Financieras Populares tienen como propósito el fomentar el ahorro popular y expandir el acceso al financiamiento a aquellas personas que por su situación, se han visto excluidas de los sistemas tradicionales de crédito, y en general, propiciar la solidaridad, la superación económica y social, y el bienestar de sus miembros y de las comunidades en que operan, sobre bases formativas y del esfuerzo individual y colectivo.

Las Sociedades Financieras Comunitarias y los Organismos de Integración Financiera Rural tienen como propósito promover la educación financiera rural, la cual tendrá por objeto propiciar el ahorro y el apoyo crediticio para el desarrollo de las actividades productivas del sector rural, para lo cual podrán recibir donativos y apoyos de los gobiernos federal, estatales y municipales.

Aspectos Generales

La LACP reformada y publicada el 13 de agosto de 2009, establece como objeto:

  • Regular, promover y facilitar la captación de fondos o recursos monetarios y su colocación mediante préstamos o créditos u otras operaciones por parte de las Sociedades Financieras Populares y Sociedades Financieras Comunitarias;
  • Proteger los intereses de sus clientes; y,
  • Establece los términos en los que el Estado ejercerá la rectoría de las referidas Sociedades Financieras Populares y Sociedades Financieras Comunitarias.

La legislación vigente en comento sentó las bases para la constitución de las Sociedades Financieras Populares y Sociedades Financieras Comunitarias, en su carácter de instituciones de microfinanzas, cuyo modelo de negocio es proporcionar servicios financieros a los sectores y comunidades que carecen de ellos, diseñando servicios financieros ajustados a las características del mercado y al riesgo que presentan, para responder a la demanda de las poblaciones de escasos recursos excluidas del sector financiero.

La Comisión Nacional Bancaria y de Valores está facultada para autorizar la constitución y funcionamiento de las Sociedades Financieras Populares y Sociedades Financieras Comunitarias (excepto nivel básico) asignándoles uno de entre cuatro Niveles de Operación previstos en la LACP, conforme a los siguientes parámetros:​

 

​ ​Nivel de Operaciones (valor en UDIS)​Nivel de Operaciones (valor en UDIS)​Nivel de Operaciones (valor en UDIS)​Nivel de Operaciones (valor en UDIS)
IIIIIIIV
Activos totales ≤ 15 millones> 15 millones y hasta 50 millones> 50 millones y hasta 280 millonessuperiores a 280 millones

 

Las Sociedades Financieras Populares y Sociedades Financieras Comunitarias, de conformidad con su nivel de operaciones, pueden realizar, entre otras, las siguientes operaciones:​

 

Operaciones ​

Nivel de Operaciones
IIIIIIIV
Recibir depósitos de dinero a la vista, de ahorro, a plazo, retirables en días preestablecidos y retirables con previo aviso.
Recibir préstamos y créditos de instituciones de crédito nacionales o extranjeras, fideicomisos públicos, organismos e instituciones financieras internacionales, así como de instituciones financieras extranjeras.
Otorgar préstamos o créditos a sus clientes.
Descontar, dar en garantía o negociar títulos de crédito, y afectar los derechos provenientes de los contratos de financiamiento que realicen con sus Clientes.
Distribuir seguros que se formalicen a través de contratos de adhesión, por cuenta de alguna institución de seguros o Sociedad mutualista de seguros, debidamente autorizada.
Distribuir fianzas, en términos de las disposiciones aplicables a dichas operaciones.
Celebrar contratos de arrendamiento financiero.
Realizar operaciones de factoraje financiero con sus clientes o por cuenta de éstos. 
Ofrecer el servicio de abono y descuento en nómina. 
Celebrar contratos de arrendamiento financiero con sus Clientes.  
Prestar servicios de caja y tesorería.  
Expedir tarjetas de crédito.   
Ofrecer y distribuir, entre sus Socios las acciones de Sociedades de inversión operadas por las Sociedades Operadoras de Sociedades o por aquellas en cuyo capital participen indirectamente, así como promocionar la afiliación de trabajadores a las Administradoras de Fondos para el Retiro en cuyo capital participen directa o indirectamente.   


Se requerirá de la aprobación de la Comisión para que las referidas Sociedades cambien de Nivel de Operaciones, previo dictamen de la Federación con quien tenga celebrado el contrato de afiliación o supervisión auxiliar.

Beneficios

Las Sociedades Financieras Populares y Sociedades Financieras Comunitarias proporcionan a sus clientes y socios:

  • Acceso a microcréditos ajustados a las características de los clientes, al mercado, a la región geográfica y al riesgo que presentan. 
  • Acceso a servicios financieros, a personas de bajos ingresos, ofreciéndoles la oportunidad de mantener de forma segura sus ahorros. 
  • Fortalecer el sistema de protección de los ahorros del sector de microfinanzas y el esquema de supervisión auxiliar. 
  • Acceso a operaciones como el arrendamiento y el factoraje financiero. 
  • Adherirse a los beneficios de una póliza de seguro de vida, a bajo costo. 
  • Capacitación en el análisis de proyectos de inversión. 
  • Asistencia técnica para elaborar planes de negocios y proyectos de comercialización.
  • Desarrollo comunitario sobre bases formativas y del esfuerzo individual y colectivo.

 

 

Última modificación: 03/09/2014